¿Cada cuánto cambiar los neumáticos del coche?

Los neumáticos son uno de los elementos más importantes de un vehículo...

. De hecho, son el único componente que está en contacto con el asfalto directamente y que conviene cambiar en el momento adecuado para garantizar la seguridad de las personas que viajan en el vehículo. Te contamos todo lo que tienes que saber.

¿Cada cuánto tiempo tengo que cambiar los neumáticos de mi coche?

Mantener los neumáticos en buen estado es fundamental para la seguridad, pero además tiene otras consecuencias positivas, como una mejor conducción, una respuesta correcta de la dirección o  evitar problemas como, por ejemplo, un consumo excesivo de combustible. Veamos cada cuánto tiempo tienes que cambiar los neumáticos de tu coche

Normalmente, y con carácter general, podemos decir que hay que cambiar los neumáticos cuando se desgastan. Sin embargo, hay que tener en cuenta algunos aspectos, ya que no todos los neumáticos se desgastan por igual. Esto depende de factores como el uso que hagamos del vehículo, el tipo de vehículo, o el tipo de conducción, entre otroas… Además, si vas a viajar al extranjero en coche o hacer muchos kilómetros es recomendable revisar las ruedas del coche.

En cualquier caso, lo más aconsejable es hacer un uso responsable del coche y conservar los neumáticos en buen estado, el mayor tiempo posible, para evitar cambios frecuentes. Hay dos razones por las que debemos mantener los neumáticos el máximo tiempo posible:

  • Recudir la contaminación: las ruedas tienen una duración garantizada. Cambiarlos cuando toca y no antes consigue reducir su impacto en el medio ambiente.
  • Evitar gastos innecesarios: Cambiar los neumáticos antes de tiempo conlleva gastos mayores.

 

Cuidados que requieren los neumáticos

Por tanto, para evitar que los neumáticos de tu coche se desgasten antes de tiempo, te aconsejamos tomar las siguientes precauciones:

  • Comprobar la presión de los neumáticos de forma regular: tanto si están desinflados como sobreinflados, una presión incorrecta provoca su desgaste prematuro, además de un consumo mayor de combustible, por lo que lo más recomendable es comprobar la presión una vez al mes y ajustar su presión siguiendo las recomendaciones del fabricante.
  • Evitar los impactos: Cuando das un golpe al neumático por un bordillo, bache o badén se produce un impacto que puede dañar su estructura y acelerar su desgaste, requiriendo una sustitución anticipada.
  • Almacenar correctamente los neumáticos de verano/invierno: Si alternas las ruedas de verano con las de invierno, conviene guardar las que no utilices protegidas de la intemperie, de las temperaturas extremas y de la luz solar directa, ya que estos fenómenos pueden dañar la goma.

 

La edad de los neumáticos

Aunque no existe una duración exacta de los neumáticos, a partir de 5 años de uso, aunque no hayan hecho muchos kilómetros, conviene llevar los neumáticos a revisión periódica por un profesional, al menos una vez al año.  De hecho, los neumáticos son uno de los elementos que se comprueban en la revisión ITV.

Pero, ¿cómo puedes saber la edad de los neumáticos? Los neumáticos tienen una marca en la parte lateral, conocida como DOT del neumático, que indica, mediante un código, su fecha de fabricación. Este código se compone de 4 dígitos: los dos primeros designan la semana y los dos siguientes el año de fabricación. Con esta información, podrás saber si los neumáticos de tu coche han superado el período de los 5 años.

A partir de los 10 años, independientemente del uso que hayamos hecho de ellos, será recomendable sustituirlos, ya que pierden condiciones de agarre y seguridad.

Por supuesto, en caso de incidencias como pinchazos, aparición de bultos extraños, asperezas en las gomas interiores o desgastes irregulares, también es necesario reemplazar los neumáticos. Además, hay que tener en cuenta que la ley exige cambiar las ruedas a la par. Es decir, hay que cambiar a la vez las dos ruedas delanteras y las dos traseras, para evitar que el agarre y la rodadura se desequilibre. En algunos casos, lo que se suele hacer, si es posible y los neumáticos están en buen estado, es cambiar las ruedas traseras por las delanteras, para alargar su vida útil.

Revisión de los neumáticos
Revisa periódicamente la banda de rodadura de los neumáticos, para saber si es necesario cambiarlos

El indicador de desgaste de los neumáticos

Además, tú mismo puedes saber si el neumático está desgastado, comprobando la banda de rodadura. La legislación marca que un neumático debe cambiarse cuando la banda de rodadura tiene una altura inferior a 1,6 mm. Lo sabrás fácilmente porque, en ese momento, se harán visibles los indicadores de desgaste: unas marcas perpendiculares al dibujo original de la rueda. 

También puedes utilizar el truco de la moneda de 1 euro, introduciendo una moneda en una de las ranuras del dibujo. Si la zona dorada queda a la vista, significa que la profundidad es inferior a 1,6 milímetros y debes sustituir los neumáticos. Si cubre por completo la zona dorada, entonces significa que están bien.

Las bandas de rodadura en buen estado ayudan a evitar el aquaplaning (pérdida de control al circular por una carretera mojada). Cuando llueve, el agua se almacena en la banda de rodadura del neumático antes de evacuarse por la parte trasera y los laterales. Con los neumáticos desgastados, hay menos bandas de rodadura y por tanto menos lugares para almacenar el agua. En estos casos, corres el riesgo de que se produzca una capa de agua entre el neumático y la carretera que hace que parezca que el neumático se levanta, produciéndose una pérdida de agarre, de estabilidad y pudiéndote hacer perder el control del coche.

 

Desde Allianz Direct te recordamos que debes comprobar el estado de tus neumáticos con regularidad y, si localizas algún desgaste, acudir a tu taller de confianza para revisar las ruedas y, si hace falta, proceder a su sustitución. ¡Es una garantía para tu seguridad y la de los que viajan contigo!

¿Necesitas un nuevo seguro para tu coche?

Cambiar los neumáticos de tu coche cuando lo requieren contribuye a tu seguridad, como también lo hace contratar tu póliza con Allianz Direct. ¿Quieres conocer nuestras coberturas?

Calcula tu seguro
Pareja al volante